Reseña de «Rampo, la mirada perversa», de Satori Ediciones

2108 vistas Deja un comentario
Portada de «Rampo, la mirada perversa», de Edogawa Rampo. Satori Ediciones
Portada de «Rampo, la mirada perversa», de Edogawa Rampo. Satori Ediciones
Portada de «Rampo, la mirada perversa», de Edogawa Rampo. Satori Ediciones

FICHA DEL LIBRO

  • TÍTULO ORIGINALRampo, la mirada perversa
  • AUTOR: Edogawa Rampo (1894-1965)
  • TRADUCTOR: Daniel Aguilar (trad. del japonés)
  • GÉNERO: Drama, novela negra
  • EDITORIAL: Satori Ediciones
  • AÑO: Septiembre de 2016
  • PÁGINAS: 224
  • PRECIO: 18 euros

Rampo, la mirada perversa

Este mes que nos deja ha sido testigo de la inquietante publicación, a cargo de Satori Ediciones, de un conjunto de historias del maestro del noir grotesco y erótico conocido como Edogawa Rampo, seudónimo que el habilidoso Hirai Taro (1894-1965) se sacó de la manga jugando con la pronunciación japonesa de su admirado compadre de género Edgar Allan Poe.

Creador y presidente honorario de la Asociación Japonesa de Escritores de Misterio, las múltiples peripecias y oficios (entre ellos, vendedor ambulante de soba) que desarrolló a lo largo de su vida lo dotaron de un bagaje singular, capaz de alimentar su prodigiosa e insaciable imaginación.

Los relatos de esta selección están formados por seis historias de sus primeros años como escritor, acaso los más jugosos, coincidentes además con el desarrollo de las vanguardias europeas de las primeras décadas del siglo XX, de las cuales debió estar al corriente a juzgar por su contenido.

Y es que Rampo es un transformador nato. Aplica al objeto cotidiano su personal juego de prismas hasta verlo transformado en obsesión, por lo general bajo un ambiente enrarecido, desarrollando como pocos por aquellas latitudes el aspecto psicológico de la trama.

Hirai Taro, más conocido como Edogawa Rampo
Hirai Taro, más conocido como Edogawa Rampo

Siempre en dosis bien medidas, se permite jugar con la provocación mediante suaves pinceladas de homosexualidad, feminidad artificial y cierta misoginia, elementos que hay que valorar en el contexto de su tiempo, si bien en la actualidad continúan generando inquietud.

En las primeras páginas el lector occidental quedará fascinado al verse envuelto en un ambiente detectivesco en mangas de kimono, con la aparición estelar de su investigador franquicia Akechi Kogoro en la que, a juicio del que les habla, es la historia más intrigante de la compilación.

Acto seguido seremos testigos de un aquelarre circense durante el cual una troupe de equilibristas, acróbatas, bufones y otros artistas de la carpa ambulante llevan al límite a un pobre esperpento.

Tras tomar un poco de aire, nos adentraremos en el claustrofóbico y grotesco mundo de un hombre obsesionado por los juegos de lentes y las deformaciones que aquellas producen, para acabar siendo testigos de dos narraciones de historias de enamorados muy sui generis donde, tan pronto en una se nos presenta la humanización de un muñeco como en otra la cosificación de un ser humano, desgarrado por los efectos de una guerra cuyo tratamiento nos descubre un mensaje antibelicista en un tiempo donde ser tachado de aquello no favorecía ni la carrera ni el desarrollo profesional de uno.

–A veces pensaba si no se estaría volviendo loca. Incluso se preguntaba espantada entre temblores dónde se hallarían ocultos hasta ahora en su interior semejantes impulsos abominables. —Rampo, 160

Completa el volumen el detalle de un encuentro cargado de surrealismo donde regresan los efectos ópticos y los muñecos de fina artesanía para contar una historia de amor melancólica y angustiosa.

El libro cuenta, además, con unos apéndices a cargo del traductor que incluyen un interesante análisis, apuntes sobre la traducción, información adicional de los relatos y fichas con las adaptaciones cinematográficas de seis narraciones de calado psicológico que a buen seguro dejarán huella en el lector.

Y es que no lo olviden, apostar por Rampo es hacerlo a caballo ganador.

NOTA

Calidad
90%
Dinamismo
95%
Edición
85%
Accesibilidad
90%
Relevancia
85%

Rampo, la mirada perversa

Intriga, misterio y erotismo grotesco en una combinación de excelente calidad y dinamismo.
Bio del autor

Roberto Marquino

Fotógrafo y ensayista apasionado del Japón y su gente, con especial interés por su literatura, paisajismo y artesanía. Su obra ha sido expuesta internacionalmente y se encuentra en colecciones privadas de Europa, Asia y América.