Tarō Iwashiro mientras contestaba a un fan que le preguntó sobre la serie de Marco. Se mostró al principio pensativo y gratamente sorprendido de que alguien pensara en dicha serie en nuestro país con tanto aprecio, y de que hablaran de su música para la versión de 1999 con tanto respeto.

Acerca Andrés Domenech Alcaide

Doctor en Bellas Artes por la Universidad de Granada, especializado en investigación en videojuegos y Bellas Artes. Gran aficionado por la cultura japonesa y la historia del país nipón. Videojugador desde poco después de aprender a caminar, admiro a creativos como Shigeru Miyamoto, Eiji Aonuma o Hideo Kojima. Uno de mis sueños es el de montar mi propio estudio de videojuegos en España o Japón, y/o colaborar en producciones como jefe de arte o diseñador de personajes.

Visitar también

Musō Jikiden Eishin ryū iaijutsu 無雙直傳英信流居合術, una nueva visión sobre el desenvaine del sable japonés (Parte I)

En el primer artículo que dedicamos en Cooljapan a estas artes marciales, nos adentramos en …

Hiroshima, Nagasaki y la genbaku bungaku: el derecho a olvidar, el deber de recordar

El ser humano es contradictorio. Habla de guerras necesarias para alcanzar la paz, escribe libros …

Japoneses en el mundo del videojuego: Hironobu Sakaguchi (I)

Hablar de la industria del videojuego no es posible sin mencionar algunas de sus grandes …